Tratamientos láser B-Cure

Tratamientos láser B-Cure

Los tipos de tratamientos láser B-cure son varios.

B-Cure Laser es efectivo en tratamientos desde la cabeza hasta las extremidades de los pies.

Entre los tratamientos láser B-cure más comunes encontramos los siguientes.

Tratamientos láser B-Cure para trastornos musculoesqueléticos (TME)

Tratamientos en la zona de la cabeza

  • Herpes de labios
  • Acné
  • Trastorno de la articulación temporomandibular (ATM)
  • Tratamiento post-dental

Tratamientos en el tronco

  • Dolor de cuello
  • Dolor Dorsal
  • Zona lumbar
  • Fibromialgia
  • Dolor de hombro

Extremidades Superiores

  • Codo de tenista
  • Dolor en las articulaciones de los dedos
  • Síndrome del túnel carpiano

Extremidades Inferiores

  • Dolor en las articulaciones de la cadera
  • Dolor de rodilla
  • Inflamación del tendón de Aquiles
  • Dolor en las articulaciones del dedo del pie

Otros tratamientos láser B-Cure

  • Quemaduras
  • Heridas

Si buscas un tratamiento que no figura en la lista de arriba, te recomendamos consultar con el Servicio de Atención al Cliente de B-cure laser.

Definición del dolor

Según la Asociación Internacional para el Estudio del Dolor, el dolor es definido como: una experiencia sensorial y emocional desagradable asociada con, o similar a la asociada con, daño tisular real o potencial.

A su vez, estudios por la OMS (Organización Mundial de la Salud), demuestran que los trastornos musculoesqueléticos son causa de dolencias y dificul;tades en la vida cotidana de unos 1710 millones de persona alrededor del mundo.

Con una prevalencia de 568 millones de personas en más de 160 países, el dolor lumbar es uno de los TME más frecuentes.

De no ser tratados a tiempo, este tipo de dolores conllevan grandes consecuencias: limitación de movidlidad, educción de la destreza motriz, menor capacidad social debido a un incrementos del malestar y una jubilación prematura.

Las estadísticas informan que este tipo de discapacidades, junto al estilo de vida que lleva la mayor parte de la población en el sigklo XXI, no muestran signos de disminuir en el corto plazo.

En un estudio sobre rehabilitación, llevado a cabo en el año 2019 por la Organización Mundial de la Salud, se muestra que 1 de cada 3 personas que experimentan alguna condición de salud a lo largo de su vida, podrían beneficiarse ampliamente de servicios de rehabiliticación.

Según la OMS: “La rehabilitación debe ser una parte integral de todo el sistema de salud, y especialmente en la atención primaria de salud, para llegar a más personas necesitadas.”

Rehabilitacion Hallazgos clave mundiales 2019

Trastornos musculoesqueléticos

Datos y cifras

A día de hoy, se han recopilado datos de más de 150 trastornos que afectan el sistema locomotor. Este tipo de TME pueden ser tanto de corta duración (ej.: fracturas, esguinces y distensiones), o pueden volverse crónicos, lo que causa desde restricciones en las capacidades funcionales de las personas hasta una incapacidad permanente.

Entre las afecciones más notables: artrosis, artritis reumatoide, osteoporosis, osteopenia, dolor de espalda, dolor de cuello, trastornos del tejido, como es el caso del lupus eritematoso sistémico.

Causas

Por lo general, los trastornos musculoesqueléticos no se deben a una sola causa específica, sino más bien son el resultado de varios factores.

Factores de riesgo físico incluyen: flexional o elevar el cuerpo acompañado de cargas que exceden determinado peso, movimientos repentinos no correctos, una prolongada postura estática, estar sentado durante mucho tiempo, etc.

Entre los factores psicológicos destacamos los siguientes: necesidad de rápida adaptación debido a tecnologías emergentes, falta de descanso y recuperación luego de una jornada laboral, falta de distención, largas jornadas laborales, etc.

Es importante no obviar los factores de riesgo individuales, existentes en cada uno de nosotros, como ser nuestra capacidad física, nuestra genética y metabolismo y el estilo de vida que llevamos.

Magnitud del problema

Aproximadamente 1710 millones de personas en todo el mundo sufren de trastornos musculoesqueléticos.

Como es de suponerse, la mayoría de este tipo de trastornos, son sufridos por personas que habitan en países de economías pujantes, países con salarios altos per capita suelen ser los más afectados; no obstante, en algunos TME específicos, como ser el dolor lumbar, se prevee un crecimiento en países de ingresos bajos a medios.

TME más comunes

Los trastornos musculoesqueléticos más comunes incluyen:

  • artrosis
  • artritis reumatoide
  • osteoporosis
  • osteopenia
  • dolor de espalda
  • dolor de cuello
  • trastornos del tejido
  • síndrome del túnel carpiano
  • tendinitis
  • esguince en los ligamentos
  • síndrome cervical
  • epicondilitis o codo del tenista

Prevención

Los síntomas más comunes de TME incluyen: dolor, hinchazón, adormecimiento y cosquilleo.

A fin de prevenir y/o retrasar la aparición de este tipo de dolencias, es importante llevar a cabo un plan de acción preventino eficaz.

Comenzando por un estilo de vida saludable, una alimentación sana y la práctica deportiva llevada a cabo de forma correcta y periódica, son 2 de los pilares que no deben faltar en nuestro plan.

A su vez, en su entorno de trabajo debe de haber normas de seguridad adecuadas para mejorar las posturas, dependiendo del puesto que ocupe. si utiliza equipos y maniquaria, debe asegurarse de que el mismo dispone de un diseño ergonómico para llevar a cabo su tarea de la mejor forma posible, evitando daños colaterales.

La importancia del ejercicio

no cabe duda de que la práctica constante de ejercicio, junto a una alimentación correcta, son clave para gozar de un cuerpo saludable, a la vez que desarrollamos nuestro sistema musculoesquelético.

Recomendamos realizar un ejercicio gradual, lo que signific que si nunca haz hecho deporte, o si hace tiempo que no ejercitas, no deberías sobre exigirte y lo apropiado sería comenzar despacio e incrementar gradualmente, tanto en duración del entrenamientos, como en peso y resistencias.

Presta suma atención a tu postura y no la desatiendas. Es muy importante disponer de la postura correcta en cada momento, de esta forma garantizamos le efectividad del ejercicio y evitamos lesiones.

Deberímos realizar ambos tipos de ejercicios, cardiológicos, de fortalecimiento y de estiramiento.

Trata de romper el estilo de vida sedentario. Trabajar desde tu cada puede ser muy cómodo, pero seguramente no sea lo más sano. involucra caminatas diarias, trota si te sientes a gusto, escoge el deporte que te guste e intenta tener constancia en ello.

Si sientes la necesidad contrata un coach o inscríbete a algún gimnasio o piscina.

Es recomendable realizar una visita médica cada tantos meses para llevar a cabo un control de nuestra salud.

Terapias alternativas

Entre las terapias alternativas para pacienites con trastornos musculoesqueléticos, se encuetran las siguientes:

 

 

Fuentes:
dolores corporales a los que debemos prestar atencion 
musculoeskeletal conditions
rehabilitation
IASP
trastornos musculoesqueléticos evitar
musculoeskeletal disorders
CDC
rehabilitación de trastornos musculoesqueléticos
tele-rehabilitación en trastornos musculoesqueléticos
la eficacia de la terapia con láser bajo